domingo, 21 de noviembre de 2010

Él..

Él hace que me enfade, que me entren ganas de pegarle. Él es mi cómplice en todo lo que hago, me dice todo con una mirada, un gesto . . . Él sabe lo que estoy pensando en cada momento, se ríe de mí como quiere y cuando quiere. Él puede hablar en mi nombre, porque sabe lo que pienso en cada momento. Él hace cosas por mí que nadie ha hecho nunca y que nadie hará nunca. Él es sincero, me dice la verdad siempre, me apoya, es el único que puede hacerme reír hasta que siento que me revienta la garganta.
Él es tantas cosas para mí que la palabra que lo define es TODO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario